in

Pensión de orfandad: qué es y cómo solicitarla

¿Alguna vez te has preguntado qué pasaría si tus hijos se quedaran huérfanos a una temprana edad?

La pérdida de un familiar siempre es dura. En muchas ocasiones, esta pérdida, puede dejar a niños y menores de edad en una situación vulnerable al no poder contar con los recursos necesarios para poder asegurar su supervivencia.

Por eso, tras el fallecimiento de uno o ambos padres, los hijos tienen derecho a recibir una pensión de orfandad, siempre que se cumplan una serie de requisitos, claro está.

La pensión de orfandad es el derecho que tienen los hijos menores de 21 años a recibir una ayuda económica de parte de la Seguridad Social, cuando estos se quedan huérfanos.

Todo esto, es independiente al testamento que se haya realizado previamente.

Cuál es el objeto principal de la pensión de orfandad

La pensión de orfandad está dentro de las conocidas como de “muerte y supervivencia”, y sirve para proteger a los hijos ante la necesidad económica que aparece al fallecer sus progenitores.

Obviamente, sólo está disponible cuando hay dos sujetos que entran en acción: el causante y el beneficiario.

Para poder solicitar esta prestación tiene que haberse producido el fallecimiento o desaparición de uno o ambos progenitores, y acreditar un periodo de cotización concreto en base a la situación laboral que tuvieran estos.

Existen dos casos:

Si el fallecimiento es anterior al 01/01/2008:

  • Si estaba dado de alta en la Seguridad Social, se requieren 500 días de cotización a lo largo de 5 años ininterrumpidos antes de su muerte, o 15 años a lo largo de su vida laboral.
  • Si no estaba dado de alta en la Seguridad Social en este momento, se requieren 15 años cotizados a lo largo de toda su vida profesional.
  • Si es beneficiario de alguna pensión, no se exige ningún periodo de cotización.

Si el fallecimiento es posterior al 01/01/2008:

  • No se exige ningún tiempo de cotización mínimo.

No obstante, independientemente de la fecha del fallecimiento, si la muerte se produce por un accidente o enfermedad profesional, tampoco será necesario acreditar el tiempo mínimo de cotización para recibir esta pensión.

La pensión de orfandad se puede solicitar en cualquier momento a partir de la muerte de los padres, aunque sus efectos económicos serán válidos en un periodo máximo de 3 meses.

la pension de orfandad tsh

¿Quiénes pueden beneficiarse de la pensión de orfandad?

Como ya hemos comentado, los beneficiarios son los hijos del fallecido, y los hijos del cónyuge sobreviviente aportados al matrimonio, siempre que la unión se hubiera dado dos años antes de la muerte del causante, hubieran convivido juntos y no tuvieran derecho a otra pensión.

¿Hasta qué edad se puede recibir la pensión de orfandad?

Generalmente, en el momento de la muerte del causante, los beneficiarios (hijos) deben ser menores de 21 años, o mayores en caso de que no puedan trabajar por alguna discapacidad permanente o invalidez. Ahora bien:

En casos de orfandad simple:

  • Si el huérfano no trabaja, no tiene ingresos o son inferiores al salario mínimo, el límite de los 25 años será aplicable a partir del año 2014. Hasta dicha fecha, el límite será:
    • 22 años durante el año 2011
    • 23 años durante el año 2012
    • 24 años durante el año 2013
  • Si el huérfano estuviera estudiando y cumpliera 25 en ese momento, seguirá recibiendo la pensión hasta el inicio del siguiente curso académico.

En casos de orfandad absoluta o huérfanos con discapacidad superior al 33%:

  • Si el huérfano no trabaja o tiene ingresos mínimos, la edad se amplía hasta los 25 años.
  • Si el huérfano estuviera estudiando y cumpliera 25 en ese momento, seguirá recibiendo la pensión hasta el inicio del siguiente curso académico.

¿Cuál es la cuantía percibida?

La pensión se abona en 12 mensualidades, con dos pagas extras en junio y noviembre. 

En el caso de que el fallecimiento de los progenitores, se hubiese dado por accidente o enfermedad profesional, las dos pagas extra se repartirán en las 12 mensualidades ordinarias.

Pero… ¿cuál es la cuantía recibida? La cuantía de la pensión de orfandad es del 20% de la base reguladora del causante. Además, ojo, si la muerte del padre o madre fue por accidente o enfermedad profesional, se concede una indemnización especial, consistente en una mensualidad de la base reguladora.

Veamos un ejemplo: si el fallecido tenía una base reguladora de 1000 euros al mes, y tiene un único hijo que queda huérfano, este cobraría una pensión de orfandad de 200€ mensuales.

Viendo más casos, cuando hay orfandad absoluta, las prestaciones mensuales son mayores según a las siguientes condiciones:

  • Si en el momento de la muerte no existe beneficiario de la pensión de viudedad, la pensión se incrementa al 52% de la base reguladora.
  • Si en el momento de la muerte, sí existe beneficiario de la pensión de viudedad, la pensión de orfandad podrá incrementarse si se aplica a la base reguladora el porcentaje que no se hubiera asignado de la pensión de viudedad.
  • En el caso de que el progenitor sobreviviente falleciese, siendo beneficiario de la pensión de viudedad, se incrementa el porcentaje de la pensión de orfandad, sumándole el que se hubiera aplicado para determinar la pensión de viudedad extinguida.
  • Por último, en caso de muerte por accidente o enfermedad laboral, la indemnización se incrementa con la que hubiera correspondido al cónyuge o pareja de hecho.

El importe mínimo de la pensión de orfandad está en 194,80€ en caso de la muerte de un progenitor y 677,70€ en caso de orfandad absoluta, es decir, el fallecimiento de ambos padres.

la pension de orfandad

¿Dónde y cómo solicitarla?

Para pedir esta pensión, hay que ir a cualquier oficina del Instituto Nacional de la Seguridad Social, pidiendo cita previa.

Se puede presentar en cualquier momento desde el fallecimiento, antes de cumplir los 21 años (o 25 en algunos casos de los que ya hemos hablado).

Lo ideal, es que no hayan pasado más de 3 meses desde el fallecimiento,  ya que se recibiría la pensión desde el momento de la solicitud, con tan sólo 3 meses de retroactividad.

Si por ejemplo pasan 8 meses desde la muerte, se recibirá la pensión desde que se pide, más los 3 meses de retroactividad, pero se perderán los 5 meses de antes.

Para solicitarla, hay que presentar el documento de solicitud oficial, que encontrarás en las oficinas del INSS. Además hay que aportar la siguiente documentación:

  • DNI o NIE
  • Si se es tutor o representante del menor beneficiario, se debe presentar un documento legal que lo demuestre.
  • Certificado de defunción. Lo puedes pedir a través del Registro Civil.
  • Libro de familia y/o actas de nacimiento.

No obstante, cada situación es especial, y se pueden pedir otros documentos adicionales, como por ejemplo el parte donde se acredite el accidente por trabajo o enfermedad profesional, certificado de discapacidad, acta de defunción del otro cónyuge, resguardos de matrícula para demostrar que el beneficiario está estudiando, etc.

Razones por las que se puede extinguir la prestación

Existen diversos casos por los que se puede anular esta prestación económica:

  • Si el beneficiario tuviera una discapacidad NO permanente, dejará de cobrarla una vez reciba el alta médica.
  • Si el beneficiario encuentra trabajo y se da de alta en la Seguridad Social.
  • Si el beneficiario finaliza el curso académico tras cumplir los 25 años.
  • Si el beneficiario contrae matrimonio.
  • Si el beneficiario es un hijo adoptivo y encuentra otro medio para asegurar la supervivencia.
  • Si el beneficiario fallece.
¡Genial! Gracias a este post ya sé qué es la pensión de orfandad y cómo se solicita. ¡Echa un vistazo! 😌 Clic para tuitear

Conclusión

Si te preocupa el futuro de tus hijos, la pensión de orfandad no será suficiente para cubrir todas sus necesidades, por eso es interesante contratar un Seguro de Vida.

No obstante, si te has quedado con alguna duda, puedes escribirnos en comentarios, a través del formulario de contacto o por redes sociales y estaremos encantados de resolverlas.

Todo Sobre Herencias, tramitamos tu herencia fácil.

¿Te ha gustado el artículo?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable María José Arcas-Sariot Jiménez.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Siteground.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

La herencia en la declaración de la renta

La herencia en la declaración de la renta

Renunciar a la herencia a favor de otra persona

Renunciar a la herencia a favor de otra persona