in , , , ,

Los 5 errores frecuentes en la herencia

Creer que puedes dividir la herencia como quieras, o que als donaciones en vida no afectan a la herencia son errores comunes que a veces llevan a error y acaban frsutrando acuerdos entre los herederos por puro desconocimiento.

Los 5 errores frecuentes en la herencia. Te contamos los 5 errores que no debes cometer con tu herencia Cuidado con ellos.

Hay algunos errores que no debes cometer cuando recibas una herencia y que con frecuencia dan quebraderos de cabeza. Si bien lo mejor cuando recibas una herencia es que recibas asesoramiento jurídico especializado para evitar sorpresas desagradables el día de mañana, hay algunas cosas con las que debes tener especial cuidado.

Los 5 errores frecuentes en la herencia

  1. Plazo para liquidar los impuestos
  2. Heredar deudas
  3. Aceptación tácita de la herencia
  4. Cómo se divide la herencia
  5. Donaciones hechas en vida por el difunto
Los 5 errores frecuentes en la herencia

Los 5 errores frecuentes en la herencia. Plazo para liquidar los impuestos

Es importante tener en cuenta que el plazo para liquidar el Impuesto de Sucesiones es de 6 meses a contar desde el fallecimiento del causante, OJO NO DESDE LA ESCRITURA DE ACEPTACION DE HERENCIA, DESDE LA FECHA DEL FALLECIMIENTO.

Para liquidarlo debes presentar los modelos 650 y 660 del Impuesto de Sucesiones

Si no vamos a poder pagar en ese plazo sea cual sea el motivo, debemos solicitar un aplazamiento alegando la causa. De lo contrario automáticamente se nos aplicarán los recargos por demora en el pago.

Para solicitar la prórroga del pago del impuesto debes presentar el Modelo 659.

Debes solicitar la prórroga dentro de los 5 primeros meses desde el fallecimiento del causante. Si quieres saber mas pincha este enlace

Además la aceptación de la herencia conlleva otras obligaciones fiscales como el pago de la plusvalía municipal si hay inmuebles en la herencia, de la que también puedes solicitar una prorroga.

Los 5 errores frecuentes en la herencia. Heredar deudas

Si el difunto tenía deudas, debes tener cuidado ya que al aceptar la herencia puedes acabar respondiendo tu de esas deudas, no solo con los bienes de la herencia sino también con los tuyos propios.

➡️ Para evitar esta situación ten en cuenta que puedes aceptar la herencia a beneficio de inventario.

La aceptación de la herencia a beneficio de inventario es el derecho que concede la ley a los herederos para aceptar la herencia sin tener que responder de las deudas y obligaciones del causante sino hasta donde alcance el valor de los bienes hereditarios.

Existen dos formas de aceptar la herencia, la aceptación pura y simple y la aceptación a beneficio de inventario.

Con la aceptación pura y simple el heredero se convierte en continuador de la personalidad jurídica del causante es decir queda subrogado en todos los derechos y obligaciones de dicho causante en consecuencia vas a responder de las deudas de la herencia no solo con los bienes de esta sino también con los suyos propios.

Sin embargo la ley concede la opción al heredero de aceptar a beneficio de inventario, en el caso en el que el heredero tenga dudas de si las deudas del difunto sean de mayor cuantía que los bienes que quedan en la herencia, puede usar de este beneficio para comprobar cuáles son las deudas de la herencia y que éstas sean pagadas solo con los bienes de dicha herencia.

La aceptación de la herencia a beneficio de inventario debe hacerse necesariamente ante notario así lo establece el artículo 1011 del Código Civil.

Para solicitar la formación de inventario ante el notario el heredero debe presentar la siguiente documentación (artículo 67 de la ley del notariado):

➡️ También tienes la opción de renunciar a la herencia.

La renuncia hay que hacerla en escritura pública ante notario. Su coste no es muy elevado (Entre 50 y 80 €) Si quieres saber mas sobre ella pincha aqui.

Los 5 errores frecuentes en la herencia. Aceptación tácita de la herencia

Existen una serie de supuestos en los que se entiende aceptada tácitamente la herencia, es decir, su mera realización implica que HAS ACEPTADO LA HERENCIA.

Por tanto hay que tener cuidado porque sin darnos cuenta podemos estar aceptando una herencia llena de deudas y obligándonos a pagar el impuesto de sucesiones.

Así por ejemplo, vender bienes de la herencia, renunciar a favor de algún heredero, ocultar bienes de la herencia, personarse en juicio en nombre del difunto son actos que implican aceptación de la herencia, asi que cuidado con ellos.

Los 5 errores frecuentes en las herencias. Cómo se divide la herencia

Otro error frecuente es pensar que puedes dividir la herencia como quieras, y no es asi. Es importante conocer cómo se divide la herencia, ya que los herederos legítimos están determinados por la ley, y no siempre podemos repartir todos nuestros bienes tal y como quisiéramos.

El Derecho Civil Común (Código Civil) establece la división de la herencia en TRES PARTES:

  1. Tercio de Legítima estricta
  2. Tercio de Mejora
  3. Tercio de Libre disposición

El tercio de legítima estricta y el de mejora suman lo que se llama la legítima larga.

Para ver cómo se divide una herencia debemos tener en cuenta que siempre hay que respetar la legítima.

La legítima, supone una tercera parte del total de la herencia y se reparte entre los descendientes a partes iguales obligatoriamente por disponerlo asi el artículo 808 del Código Civil

Si alguno de ellos ha fallecido, con anterioridad heredarán sus descendientes por derecho de representación, a partes iguales.

No obstante la cuantía de la legítima estricta varía en función de quienes sean los legitimarios.

El tercio de mejora se debe repartir entre hijos y descendientes pero no necesariamente a partes iguales. Art 823 del Código Civil

Se puede beneficiar a unos hijos o descendientes frente a otros.

No puede atribuirse a terceros.

Si no hay testamento, o éste no dice nada al respecto, el tercio de mejora se suma a la legítima y se reparte a partes iguales entre los hijos y descendientes.

Es decir, con la mejora podemos beneficiar a un hijo o nieto que haya sido mas bueno que los demás, o bien que tenga algún tipo de incapacidad y necesite mas ayuda y protección, o simplemente porque nos apetece.

Pero habrán de ser necesariamente hijos o descendientes.

No debemos olvidar que sobre este tercio se proyecta el usufructo del cónyuge viudo. El cónyuge sobreviviente tiene siempre derecho al usufructo del tercio de mejora, porque es la porción de legítima que la ley tiene prevista para él. OJO no tiene derecho a disfrutar de todos los bienes de la herencia, para eso es necesario hacer un testamento ordenándolo asi, el llamado “testamento del uno para el otro”.

Finalmente el tercio de libre disposición. El testador puede dejár el tercio de libre disposición a quien quiera (puede ser otro heredero o un extraño). Sobre esta parte puede decidir con absoluta libertad.

Si tienes bienes y deseas que se distribuyan de manera diferente a la establecida por la ley, es recomendable que hagas un testamento. Esto te permite decidir cómo deseas repartir tus bienes y quiénes serán los herederos de los mismos. De esta manera, podrás asegurarte de que tu voluntad se respete y se cumpla después de tu fallecimiento.

Donaciones hechas en vida por el difunto

Como acabamos de ver la legítima en derecho de sucesiones es la porción de bienes de los que el testador NO puede disponer libremente, por haberla reservado la ley a determinados herederos, llamados por ello herederos forzosos o legitimarios.

Las operaciones de cálculo de la legítima han de realizarse siempre aunque el difunto haya fallecido con testamento o sin él. La división de la herencia debe hacerse sin perjudicar la legítima.

Es decir, los legitimarios deben recibir su legítima SIEMPRE.

Pues bien, para calcular la legítima hay que sumar a los bienes dejados por el difunto, el valor de las donaciones que éste hizo en vida. Así lo dispone el artículo 818 del Código Civil, al decir:

Al valor de los bienes hereditarios hay que añadir el de las donaciones que el causante hizo en vida.

Esta cuestión es de suma importancia pues tiene por objeto evitar que el causante burle los derechos de los legitimarios haciendo donaciones en vida.

De modo que si el fallecido ha donado alguno de sus bienes antes de morir, por ejemplo a uno de sus hijos para no dejar nada a otro, no por ello perjudica la legítima, porque se sumará el valor de los bienes donados a la herencia y se deducirá de su parte.

Se incluyen todas las donaciones, independientemente de los destinatarios de las mismas, es decir hayan sido los donatarios alguno de los legitimarios o terceros no legitimarios

Además se incluyen, aunque el testador haya declarado que éstas sean o no colacionables ya que el cálculo del caudal hereditario una operación independiente a la colación.

Si quieres saber sobre ello pincha este enlace.

¿Te ha gustado el artículo?

Written by María José Arcas-Sariot

Hola, mi nombre es María José Arcas-Sariot Jiménez y soy abogada especializada en Derecho de sucesiones desde 1997.
¡Bienvenido a mi blog especializado en Testamentos y Herencias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: María José Arcas-Sariot Jiménez.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Siteground que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Divorcio ante notario

Divorcio ante notario

Herencia sin testamento|TodoSobreHerencias

Herencia sin testamento. Sucesión intestada